Manual de uso y mantenimiento

El titular o usuario de las instalaciones es responsable del cumplimiento de los reglamentos que les aplican a este tipo de instalaciones, en lo que se refiere a su uso y mantenimiento, y sin que este mantenimiento pueda ser sustituido por la garantía.

El titular de la instalación será responsable de que se realicen las siguientes acciones:

  1. Encargar a una empresa mantenedora, la realización del mantenimiento de las instalaciones
  2. Realizar las inspecciones obligatorias y conservar su correspondiente documentación
  3. Conservar la documentación de todas las actuaciones, ya sean de reparación o reforma realizadas en la instalación térmica, así como las relacionadas con el fin de la vida útil de la misma o sus equipos, consignándolas en el Libro del Edificio

Las instalaciones térmicas se utilizarán adecuadamente, de conformidad con las instrucciones de uso contenidas en el "Manual de Uso y Mantenimiento" de la instalación térmica, absteniéndose de hacer un uso incompatible con el previsto.

El titular de la instalación entregará al representante de la empresa mantenedora una copia del "Manual de Uso y Mantenimiento" de la instalación térmica, contenido en el Libro del Edificio.

En caso que el titular o usuario no disponga de Manual de uso y mantenimiento de las instalaciones, INCLIZA, podrá realizar dicha documentación contenido las instrucciones de seguridad, manejo y maniobra, así como los programas de funcionamiento, mantenimiento preventivo y gestión energética de la instalación.